Especias Cajún

Cajun2

¡Muy buenas! ¿Qué tal todo?

Hoy no traigo una receta como tal, pero sí algo que os puede dar mucho juego para muchas recetas. Se trata de las especias cajún.

Con las especias cajún ocurre lo mismo que con el curry: es una mezcla de especias y cada cocinero tiene su fórmula mágica. En el caso de las cajún, provienen de norteamérica, y según explican en el blog TodoEspecias, sus orígenes son de emigrantes franceses asentados en Canadá, que al ser expulsados de la zona donde vivían y tener que desplazarse más al sur, adaptaron su cocina francesa a la autóctona del nuevo emplazamiento, dando como resultado un mezcla maravillosa con reminiscencias mediterráneas, pero con ese toque sureño que le da la guindilla, por ejemplo.

Yo las descubrí de casualidad, hace un tiempo, cuando por recomendación de unos amigos fuimos a un sitio a probar las hamburguesas más deliciosas que se haya podido imaginar jamás. Y donde acompañan las patatas fritas caseras (nada de congelados insípidos), con una mezcla de especias cajún que son una locura.

El sitio se llama 4 Blooms, en Alicante, y es muy peculiar. La hamburguesería no está ubicada en ningún local, sino que es una caravana grande junto a una gasolinera, con mesas y sillas a cubierto. De esos sitios que yo no sé si pararía, aunque la decoración es mona. Pero una vez que paras y pruebas esas hamburguesas, ya no hay vuelta atrás, el paladar se inunda de sabor y te roban el corazón para siempre. Desde luego por la zona no hay otro sitio que preparen hamburguesas tan ricas, realmente merece la pena hacer una parada para comprobarlo. Os dejo las señas aquí por si algún día estáis de paso.

Cajun1

Pero volvamos a nuestra “receta” de hoy. Recetas como dije antes, hay tantas como cocineros, cada uno tiene la suya, y encontraréis mil versiones por internet. La mayoría tienen en común el pimetón picante, cebolla, y ajo. Yo, desde que probé las patatas de 4 Blooms con la mezcla cajún he querido hacer mi versión, y esta es la fórmula que he utilizado:

INGREDIENTES*

  • 3 c/c de pimentón picante.
  • 1 c/p de pimentón dulce.
  • 1 c/c de pimienta negra molida.
  • 1 c/c de comino en polvo.
  • 1 c/p de cebolla en polvo.
  • 1 c/p de tomillo seco.
  • 1 c/c de ajo en polvo.
  • 1 c/p de orégano seco.
  • 1 c/c rasa de nuez moscada.
  • 1 c/c de sal maldon ahumada.
  • 1 c/p de albahaca seca.

 

PREPARACIÓN

Más sencillo que el mecanismo de un chupete.

Pon todas las especias en un molinillo, y tritura muy bien hasta que quede lo más fino posible.

En mi caso el resultado es bastante light en cuanto a picante. A principio deja un pequeño regustillo a picante, pero que desaparece enseguida, por lo que yo lo creo apto incluso para niños.

Si queréis un sabor un poquito más picante, añadid una c/c de chile en polvo o de cayena molida, y lo vais ajustando a vuestro gusto.

Conserva las especias en un tarro hermético o que esté bien cerrado, en lugar fresco y seco.

Por mi parte, nada más, sólo avisarte que mañana mismo os cuento cómo hice mi versión de patatas cajún, para que no tardéis mucho en poner la receta en práctica.

Disfrutad del fin de semana, descansad y cuidaos mucho.

 

* c/c = cucharadita de café. c/p = cucharadita de postre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s