Tarta algodón de queso

Tarta-algodon-queso-portada

Hoy traigo una receta espectacular. Sin exagerar nada.

Tenía muchas ganas de enseñaros esta tarta de queso que lleva circulando por la red y por Pinterest muuucho tiempo, pero que no me atrevía a hacer. Y ha sido un error no haberlo intentado antes porque está B-R-U-T-A-L. ¡Brutalísima! No encuentro otro calificativo que le vaya mejor. No puede estar más deliciosa, más suave, ni ligera. El postre perfecto que gustará a todos, y que resulta ideal tras una comida abundante, por lo ligera que resulta. ¡Podrías comértela entera sin tener sensación de haberte hartado de comer!

A esta tarta también se la conoce como Cotton Japanese Cheesecake, pero parece que me ha gustado mucho más el nombre en castellano… ¡Me inspira más ternura! 🙂

Tarta-algodon-queso-2

Se parece a las que venden en los supermercados en cuanto a textura, pero el sabor es infinitamente mejor si la hacemos en casa.

Los pasos no son muy complicados, sólo hay que tener cuidado para montar las claras con el azúcar, pero esa es la única complicación. Bueno, esa y la espera, que hay que dejar que enfríe dentro del horno y sabiendo que está tan rica, la espera se puede hacer larguísima.

Vamos con la receta…

Tarta-algodon-queso-3

INGREDIENTES

{Para un molde de 18 cm.}

  • 150 grs. de queso crema
  • 50 ml. de leche
  • 2 yemas de huevo y 2 claras
  • 50 grs. de harina
  • 25 grs. de mantequilla derretida
  • 1/2 cucharadita de levadura en polvo
  • 1 pellizco de sal
  • 100 grs de azúcar glas
  • El zumo de 1/2 limón pequeño

Tarta-algodon-queso-5

PREPARACIÓN

En un cuenco pequeño derretimos en el microondas la mantequilla con cuidado de que no se haga muy líquida. Sólo la derretimos un poco para que sea más manejable. La sacamos del microondas y removemos bien para que termine de deshacerse.

En un bol mezclamos el queso, la leche, las dos yemas de huevo, la harina, la mantequilla, la levadura y la sal. Removemos para que se integren todos los ingredientes.

En otro bol limpio, sin restos de grasa ni de jabón, montamos las claras a punto de nieve fuerte. Llegados a este punto, añadimos poco a poco, con cuidado de que no se pierda mucho aire, y con ayuda de un tamizador, el azúcar glas sin dejar de remover.

Cuando esté listo, añadimos las claras a la mezcla anterior. Removemos con movimientos muy suaves para que las claras no pierdan aire y no bajen. Es la clave para que quede una tarta esponjosa (aunque por experiencia digo que si se pierde algo, está igualmente riquísima! Esta es la segunda vez que hago esta tarta porque tuve este problema la primera vez… 😉 ).

Añadimos después el zumo de limón. Precalentamos el horno a 180º, calor arriba y abajo.

Encamisamos el molde: untamos el molde con mantequilla y espolvoreamos un poquito de harina. Esto ayudará después a que desmolde sin problemas y la tarta no se pegue a las paredes del molde. Le ponemos papel de hornear en la base del molde desmontable para sellarlo mejor y que no se pierda nada de la mezcla. Por fuera del molde ponemos papel de aluminio: como la tarta se cocina al baño maría dentro del horno, esta es una buena forma de asegurarnos de que no se cuela el agua por las ranuras del molde.

Horneamos la tarta durante 60-75 minutos, al baño Maria, con agua casi hasta la mitad. Observaréis que la capa superior se tuesta mucho, pero no os preocupéis, que tiene que ser así, no está quemada en absoluto.

Pasado el tiempo de horneado, debemos dejar enfriar la tarta dentro del horno. Debe enfriar muuuy lentamente y de forma gradual.

¡Y ya está! Veis que lo más complicado casi es la espera, que ya os digo que se hace interminable, y es que mientras se cocina deja un aroma increíble por toda la casa y no puedes escapar. Pero aguantad, porque merece la pena y mucho.

Esta tarta no necesita más para estar increíble, pero como acompañamiento, una mermelada de frambuesas o de arándanos le va de maravilla. Rociarla con un poquito de azúcar glas o acompañarlas con unas frambuesas y hojas de menta también es muy buena idea. Aunque en casa no da tiempo a adornarla, ¡nos la comemos antes!

Tarta-algodon-queso-4

Pues hasta aquí la receta. Cuidaos mucho.

¡Nos leemos en la siguiente receta!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s